Muchas personas usualmente subestiman a los pateadores y los punteros cuando se trata de posiciones de fútbol. Sin embargo, la pretemporada de 2018 demostró que todos estaban equivocados, solo pregúntenle a cualquier fan de los Bears.

Los pateadores y los punteros puede que estén en el campo de juego solo por cinco o seis jugadas en cada partido, pero eso no significa que no tienen un rol fundamental en los resultados del juego. Un puntero puede cambiar la dirección de toda la defensa con precisamente una sola pateada.

Con eso en mente, echemos un vistazo a los mejores NFL pateadores y punteros de todos los tiempos.

Nuestra lista de punteros:

3. Jeff Feagles

Jeff Feagles estuvo en NFL por 22 temporadas y es conocido como el puntero que más duró en la historia de la liga. Firmó como jugador libre para los New England Patriots. Durante su carrera, también jugó para los Philadelphia Eagles, los Arizona Cardinals, y los Seattle Seahawks. El último equipo para el que jugó fue los New York Giants – 2003-2009.

Feagles es definitivamente un puntero sorprendente ya que en sus 22 temporadas de carrera nunca se perdió ni un solo partido.

Consistencia y perseverancia son esenciales cuando se trata de deportes, y Feagles demuestra aquello al tener el récord por la mayor cantidad de partidos consecutivos jugados en una carrera en la NFL. Los únicos dos jugadores que jugaron en más partidos que Feagles son Gary Anderson y Morten Andersen.

2. Sean Landeta

Landeta comenzó a jugar fútbol cuando tenía 9 años, por lo tanto no es ninguna sorpresa que sea considerado uno de los mejores punteros en la historia de NFL. No solo jugó 22 temporadas en NFL, sino que también fue parte de liga de fútbol de USA. De hecho, fue el último jugador activo de NFL en patear para los Philadelphia/Baltimore Stars por tres temporadas en la Liga de Fútbol de USA en 1980.

Por casi la mitad de su carrera, Landeta fue parte de los New York Giants, ganando dos anillos de campeonato en el Super Bowl XXI y Super Bowl XXV. A lo largo de su carrera también jugó para los Rams, Packers, Buccaneers, e Eagles.

Algunos de sus momentos culminantes incluyen el récord por la patada de despeje más corta de la historia de NFL – siete yardas, y el primer puntero en la historia de liga en realizar en promedio más de 50 yardas por patada en un solo partido en 3 décadas. Sus premios y honores son numerosos, y en 2010 también entró en el Pro Fútbol Salón de Fama.

1. Andrew Paul Lee

Andrew Paul Lee, o Andy Lee, comenzó su carrera profesional de fútbol jugando para la Universidad de Pittsburgh. En 2004 fue reclutado por los San Francisco 49ers y comenzó a formar parte de los NFL. Participó en nueve temporadas con los 49ers, e incluso durante su temporada como novato, las 82 yardas de Lee fueron la patada más larga de NFL en el año y la cuarta más larga en la historia del equipo. Durante su segundo año en el equipo, estableció un récord con su promedio de touchbacks-to-punts, superando el que había hecho Joe Prokop en 1991.

Luego, jugó para los Cleveland Brown y los Carolina Panthers, pero actualmente forma parte de los Arizona Cardinals. Aunque Andy Lee enfrentó muchas dificultades a lo largo de los años, como por ejemplo la pérdida de su hija o tirón de los tendones, y otras cosas más, la estrella de fútbol Americano nunca se rindió y continúa demostrando que se merece su lugar en nuestra lista de punteros. Fue seleccionado al Pro Bowl y fue nombrado Primer-Equipo All-Pro tres veces.

Nuestras sugerencias de pateadores:

3. Jason Hanson

Cuando hablamos de los  récords de la NFL, Jason Hanson es uno de los nombres que aparece en primer lugar. El récord más interesante por el cual es conocido es aquel por la mayor cantidad de temporadas jugadas con un solo equipo. Contratado por los Detroit Lions en 1992, Hanson participó en 21 temporadas con ellos.

Como hemos dicho, esto es lo más interesante, pero seguramente no es el récord más impresionante del conjunto de pateadores americanos. Jason también ocupa el primer lugar en cuanto a la mayor cantidad de goles de 40 o más yardas, a la mayor cantidad de goles consecutivos de 40 o más yardas, a la carrera con mayor cantidad de puntos con un equipo NFL, y más.

En el otoño de 2013, unos meses después de que anunciara su retiro, los Detroit Lions lo introdujeron al Anillo de Honor por su dedicación y numerosos logros alcanzados durante su tiempo con ellos.

2. Matt Stover

Previo a su carrera en NFL, John Matthew “Matt Stover” asistió la Universidad Tecnológica de Louisiana y apostamos que hoy en día no existe ni un solo estudiante que no haya escuchado su nombre. Dejó la universidad con 262 puntos en total y 7 goles de 50 yardas o más. Durante sus años universitarios, Stover estableció el récord NCAA y aún lo mantiene, por mayor cantidad de puntos en un solo partido. Sí, está en nuestra lista de pateadores, pero también fue un gran puntero en el pasado.

En 1990 Stover fue contratado por los New York Giants, pero un año después fue reclutado por los Cleveland Browns. Durante su tiempo en NFL, también jugó para los Baltimore Ravens y los Indianapolis Colts. La mayor parte de su carrera la pasó con los Ravens, jugando quince temporadas y ganando numerosos honores y premios.

Hoy es considerado el tercer pateador más preciso que alguna vez jugó en NFL.

1. Jason Elam

El hecho de que Jason Elam se especializó en comunicaciones en la Universidad de Hawaii no debería confundirlos. No solo era muy inteligente sino también muy atlético. En los cuatro años fue un pateador para el equipo de la universidad, llegando al tercer lugar en la mayor cantidad de puntos en la historia de NCAA.

Antes de entrar al NFL y jugar para los Denver Broncos, en 1993 ya había establecido un par de récords y ganado muchos honores. Después de haber jugado 15 temporadas para los Broncos, Elam pasó otras dos con los Atlanta Falcons.

Durante su tiempo en NFL, Jason Elam no solo ganó dos anillos de Super Bowl pero también fue seleccionado tres veces por el Pro Bowl. Hasta el 2103 el pateador Americano también fue vinculado a David Akers, Tom Dempsey y Sebastian Janikowski por el gol de cancha más largo en la historia de NFL.